8 razones para comprar un muro verde artificial

¿Quiere dar a su casa o jardín esa sensación de naturaleza? ¿Quiere que su local comercial destaque entre los demás? Sea cual sea el lugar, la instalación de un muro verde es una forma fantástica de transformar cualquier espacio, haciéndolo más natural y acogedor.

Aunque el uso de paredes verdes en una propiedad se ha utilizado en hogares, restaurantes y negocios durante un tiempo, en los últimos años se ha convertido en una de las tendencias de diseño de interiores más populares. Cada vez más, los diseñadores de interiores optan por soluciones de paredes verdes artificiales en lugar de sus homólogas vivas, gracias a las numerosas ventajas y la amplia gama de opciones disponibles.

¿Qué es una pared verde artificial?

Las paredes verdes artificiales tienen el mismo aspecto y la misma sensación que la real, pero en lugar de utilizar plantas naturales, cuenta con plantas sintéticas de alta calidad y gran realismo. A diferencia de las fachadas, como la hiedra, que suelen crecer en las estructuras existentes y en las paredes exteriores, las paredes verdes artificiales son una estructura prefabricada que se adhiere a las paredes existentes y puede utilizarse en el interior o en el exterior.

Son una gran solución para quienes desean crear una pared característica en su casa o dar a los visitantes de su negocio una bienvenida cálida y atractiva. El uso de paredes verdes artificiales está en auge, ya que los diseñadores de interiores prefieren las numerosas ventajas que ofrecen en comparación con las plantas reales.

Las paredes verdes artificiales contribuyen a dar una sensación de aire libre a cualquier espacio y pueden crear un impacto inmediato. Cada sección puede unirse a otra, lo que garantiza que las paredes verdes artificiales pueden tener cualquier forma o tamaño, y también hay una gran variedad de colores y estilos de plantas para elegir, lo que permite a los propietarios ser creativos con sus soluciones.

¿Cuáles son las ventajas de utilizar un muro verde artificial?

El uso de una pared verde artificial en un entorno residencial o comercial es una de las tendencias de diseño más actuales. No sólo son increíblemente llamativos y tienen un aspecto fantástico, sino que también proporcionan una serie de beneficios significativos en comparación con sus homólogos naturales, tales como

1. Increíblemente versátil

Una de las ventajas más significativas de utilizar paredes verdes artificiales es que son increíblemente versátiles. Se pueden utilizar en casi cualquier habitación de su propiedad y son una opción popular para las propiedades residenciales y comerciales por igual.

La instalación de una pared verde artificial ofrece a los usuarios la opción de elegir una amplia gama de estilos y colores, lo que garantiza que siempre puedan encontrar una solución perfecta para sus necesidades. Mucha gente cree erróneamente que sólo se pueden utilizar en el exterior, pero las paredes verdes artificiales son una fantástica inclusión en cualquier hogar.

Además, las paredes verdes artificiales no son sólo un complemento visualmente atractivo para su propiedad. También pueden ser una útil pantalla de privacidad para ayudar a proteger su jardín u oficina de las miradas indiscretas.

2. Muy duradero

Gracias a los materiales de alta calidad utilizados en su construcción, las paredes verdes artificiales son muy duraderas y pueden lucir lo mejor posible durante muchos años. Las plantas, increíblemente realistas, suelen ser resistentes a los rayos UV, lo que garantiza que no se desvanecerán cuando se expongan a la luz solar.

Del mismo modo, no se marchitan ni se dañan con el clima extremo, lo que garantiza que no importa si hay lluvias intensas, vientos fuertes o nieve, su muro verde siempre tendrá el mejor aspecto posible.

3. Crea un ambiente acogedor

Los muros verdes artificiales son muy populares gracias a la cálida y acogedora bienvenida que proporcionan a los visitantes. Son increíblemente realistas y agradables a la vista, proporcionando una inmediata sensación de tranquilidad y serenidad.

No sólo tienen un aspecto estupendo, sino que su construcción ayuda a añadir una capa adicional de aislamiento a sus paredes, asegurando que sea capaz de mantener su habitación a una temperatura agradable durante el invierno o el verano.

No sólo eso, sino que las paredes verdes artificiales también actúan como un gran absorbente del ruido, ayudando a reducir el impacto del tráfico o asegurando que los invitados no serán molestados cuando visiten sus instalaciones.

4. Sin mantenimiento

Otro beneficio muy popular de las paredes verdes artificiales es que tienen un mantenimiento increíblemente bajo. A diferencia de las plantas reales, que necesitan ser regadas, podadas y cuidadas con regularidad, las plantas artificiales sólo necesitan una rápida limpieza de vez en cuando para asegurarse de que siguen teniendo el mejor aspecto.

Esto significa que los propietarios no tienen que preocuparse de que la planta reciba suficiente luz solar, lo que les permite colocarla donde quieran. Tampoco habrá que ensuciar con hojas muertas o tierra suelta que caiga al suelo.

5. Mejora tu estado de ánimo

Las plantas reales son conocidas por sus propiedades calmantes y de mejora del estado de ánimo, y aunque un muro verde artificial no limpie el aire como las plantas vivas, las investigaciones han demostrado que son capaces de proporcionar las mismas propiedades relajantes.

6. Más saludable

Además de ayudar a mejorar el estado de ánimo, una pared verde artificial es también un complemento saludable para añadir a una propiedad. No hay toxinas en su construcción, y como no son plantas reales, significa que las personas con alergias como la fiebre del heno no experimentarán ninguna reacción a su adición a su propiedad.

Las plantas artificiales también garantizan que no te enfrentes al riesgo de una infestación de plagas, que pueden destruir las plantas vivas, mientras que también te enfrentarás a menos insectos zumbando en el verano.

7. Costes reducidos

Con muy poco mantenimiento, las paredes verdes artificiales son un complemento de muy bajo coste para cualquier habitación. Sin la necesidad de los típicos cuidados, puede reducir los costes de los jardineros habituales, manteniéndolos en forma, mientras que también son muy duraderos, asegurando que no necesita reemplazarlos durante muchos años.

8. Parecen reales

Mucha gente se resiste a utilizar plantas artificiales porque cree que parecen falsas y de plástico. Si bien es cierto que las primeras soluciones eran falsas, hoy en día estas plantas son increíblemente realistas y muchas personas no pueden distinguirlas hasta que las examinan de cerca.

La utilización de un muro verde artificial no sólo le permite disfrutar de un muro vegetal exuberante y realista, sino también de uno que tenga el mejor aspecto posible durante todo el año. Con las plantas artificiales, no tendrá que preocuparse de que se mueran sin los cuidados adecuados ni de tener que esperar mucho tiempo hasta que florezcan, ya que vendrán con su mejor aspecto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *